No se pueden poner puertas al mar

No se pueden poner puertas al mar. El refrán es evidente, pero aplicado a las nuevas tecnologías, habría que explicárselo a alguno de los que mandan. Hace unas semanas (concretamente 35 días segun el contador instalado en thepiratebay) una redada policial cerró el que era el portal líder en descargas P2P vía Torrent. Lo cierto, es que fue la primera vez que me tocó (ni megaupload, ni seriesyonkis, ni ninguno otro cerró en el momento en el que yo lo utilizaba), pero la verdad es que la amargura me duró 3 minutos: lo que tarde en familizarizarme con el diseño y uso de kickass ( el nuevo portal más utilizado para torrent).

Y hace unos días, el maravilloso gobierno ejpañol forzó la huida temporal de UBER (unas semanas después de la estampida de Google News, que vergûenza siento a veces de mi nacionalidad). La amargura me duró minuto y medio; lo que tarde en registrarme en CABIFY.

No me meto en si es ético o no. Pero lo que sí está claro, es que en estos tiempos en los que las barreras de entrada han bajado tanto para determinados productos, y en los que la globalización ataca desde multiples destinos, al cerrar una puerta, se abren 40.

Top 10 películas 2014

Siguiendo la tradición -2009, 2012, 2013-, resalto las que son, según FilmAffinity, las 10 mejores películas del 2014 [por encima de 1000 votos, por razones obvias].

¿Tú, cual aconsejas?

 

Leído: 1984

Mi nota: 7.5

Probablemente se habría llevado un 9 de no haber llegado a él tras haber visto la película y ser un fan incondicional de V for Vendetta, con quien comparte mismo mundo y escenario (aunque hay que destacar que, la obra de George Orwell está publicada en 1949). Es alucinante ver como Orwell predice la tecnología del futuro, no hay nada que digas, carajo, no puede ser. Da miedo, miedito, ver como la tecnología puede ayudar a un gobierno malo a hacerse con el poder total.

Sin ánimo de divagar mucho, diré que de aquí a 10 años, la combinación cámaras por todas partes (en los coches patrulla, en los bancos, cámaras de tráfico, posible CCTV tipo UK, etc etc) junto con softwares de reconocimiento facial, en fin, no hace falta ser un genio donde lleva.

A lo que iba, un libro MUY bueno, uno de esos clásicos que tienes que haber leído si te dignas a llamarte un amante de la lectura.

AMAZON | TORRENT

Sus razones tendrán, v2.0

El otro día, mi buen amigo Norman, visitándome en Marruecos, me dijo que debería escribir un libro de mis aventuras, y este que viene a continuación, sería uno de sus capítulos. Y es que el humano se adapta a todo, pero a lo bueno, más rápido todavía, y tras 15 días en España de vacaciones, el tortazo de realidad marroquí que te pega al aterrizar, es tremendo.

La serie de despropósitos comienzan por llegar hora y media tarde a Marruecos (nada nuevo bajo el sol), y llegar a un aeropuerto saturado. Pero cuando digo saturado, quiero decir que había más de 2 o 3 mil peregrinos provenientes de la meca, todos vestidos de blanco, todas con sus velos y sus niqabs, y por supuesto, sus bidones de agua bendita (porque dudo que fuese un buen vino lo que llevaban ahí dentro).

Entre la aerolinea, la saturación del aeropuerto y sus controles de seguridad, pudimos ser libres casi 3 h más tarde de lo supuesto, lo que hizo que perdiésemos el último tren a Casablanca. Tratamos de alquilar un coche, pero no había, por lo que tuvimos que coger un taxi (alhamdulillah que es Marruecos, no quiero pensar lo que cuestan 70 km de taxi en España).

Y más despropósitos, of course. Arrancamos, y a los 5 min paramos en un mini-puesto de policía, donde me piden el pasaporte, y lo anotan en un libro arcaico del tamaño de 2 periódicos. Me dice que es “por mi seguridad”. Pues vale, otros 10 min perdidos. Y según salimos, a la gasolinera, donde el tío reposta su mercedes de los años 70… CON EL MOTOR ENCENDIDO!!!. Su puta madre, casi me pongo a rezar a Allah. Coche, que por supuestísimo, no pasa la ITV ni en Somalia. No tiene cinturones de seguridad atrás, el del piloto está rajado, las ventanillas no bajan, una de las puertas no abre por dentro, las ruedas descentradas que parece que lo ha puesto en modo vibrador…

En fin. Aventuras, que en el día a día las acabas dando por normales, pero que a la vuelta de unas vacaciones, te llaman poderosamente la razón. Va a tener razón Norman…

Sal de tu zona de comfort

Sal de tu casa, de tu provincia, de tu trabajo, de tu país, de tu continente. Sal, déjalo todo atrás, y fuerzate a que cada día sea un reto, a tener que adaptarte a otras costumbres, otra cultura, otra gente, otra manera de hacer las cosas, a tener que crearte (una y otra vez) un círculo de amigos, a tener que demostrar desde 0 a tus nuevos colegas de trabajo que eres válido, que pueden confiar en ti pese a venir de otro mundo, que no muerdes.

Aprende a arreglártelas con la policía, con el sistema burocrático, aprende a buscar un piso, a encontrar restaurantes decentes, baretos de confianza donde te traten como en casa. Aprende a integrarte, a adaptarte, rodéate de gente local, y de gente expatriada como tú, que te comprende, que está en la misma situación.

Y hazlo, porque merece la pena. Porque así, viajando, encuentras personas que son tus mejores tesoros. Gente como tú, atrevida, con bagaje, con una mochila entera que compartir. Gente que de otra manera no encontrarías fácilmente. Hazlo también porque solo forzándote encuentras tu verdadera valía. Hazlo porque aprendes cada día, en cada problema que has de solucionar. Hazlo porque laboralmente está muy valorado. Y hazlo porque, qué cojones, después de salir la primera vez de tu zona de comfort, no puedes parar de hacerlo.

Leído: La sombra del viento, Carlos Zafrón

Mi nota: 6.5

Empieza bien, pero luego se hace un poquito lento. Lo que más me gusta es cómo describe los personajes, y la personalidad de las que les dota. De todos modos, se lee fácil, tipo best-seller (que es lo que es) y eso que, por aquello de practicar un poquito, me lo leí en francés [lo sé, tiene pecado. Además soy reincidente, porque ya me leí La Tabla de Flandes en inglés (el primer libro que me leí en la lengua de Shakespeare, y estaba escrito por Perez-Reverte :S).

La sinopsis del libro (wikipedia):

Barcelona, 1945. El pequeño Daniel Sempere llega a El Cementerio de los Libros Olvidados de la mano de su padre. Allí escoge un libro llamado “La sombra del viento”, escrito por el misterioso Julián Carax, e investigando un poco descubre que todos sus libros han sido quemados por uno de los personajes del libro. La trama se desenvuelve en la embrujante ciudad de Barcelona donde junto a su amigo Fermín intentarán descubrir la verdad que envuelve a un enigmático ser que a toda costa intenta enterrar el pasado de Julián Carax. Una novela de suspense que intenta mezclar lo real con la fantasía, Daniel debe descubrir el misterio que rodea a Julián y todo lo que ello conllevará, aunque al intentar encontrar en el pasado pistas que le digan quién es el misterioso escritor, pueda correr peligro su vida…

KINDLE | AMAZON | THEPIRATEBAY